loader image

CDLS REALIZÓ EMOTIVO HOMENAJE A FALLECIDO DIRECTOR DEL SERVICIO DE SALUD EN EL HOSPITAL DE LA SERENA

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email

El capitán del Granate, Rodrigo Brito, destacó que “realizó una inmensa labor, permitiendo que la gente pueda volver al estadio”.

El pasado 25 de noviembre, la región lamentó el sorpresivo fallecimiento de Edgardo González Miranda, un hombre que dedicó gran parte de su vida a ayudar a otros, trabajando durante casi 30 años al servicio de la salud pública y ganándose el cariño y reconocimiento de la comunidad. En el frontis del hospital serenense, establecimiento que dirigió hasta el año 2019, Club Deportes La Serena entregó un emotivo homenaje a los familiares de este ejemplar líder, por su invaluable aporte.

“Don Edgardo fue una persona muy preocupada por la salud pública. Se logró mucho con él como director. Este es un reconocimiento justo. Además, logró muy buena comunicación con Club Deportes, y gracias a eso, y al alcalde, pudimos instalar el Hospital Modular en el estadio y esperamos seguir contando con el compromiso y respeto de la hinchada con los pacientes de ese dispositivo. Este también es un importante reconocimiento porque él fue un gran hincha de Deportes La Serena”, señaló la doctora Celia Moreno, Directora del Servicio de Salud Coquimbo.

Emocionada, Susana González, hermana del fallecido director, expresó que hace sólo unos días, su “hermano cumplió dos meses desde que partió, y no hemos dejado de recibir muestras de cariño. Él ayudó a mucha gente, de manera anónima y desinteresada, atendía a las personas 24/7. La verdad es que no dimensionábamos todo lo querido que era. Cuando lo homenajearon en el estadio con un minuto de silencio, dijeron unas palabras muy lindas y ahora esto. La verdad, estamos muy agradecidos”.

En tanto, Rodrigo Brito, capitán del plantel Granate, sostuvo que “Don Edgardo hizo una inmensa labor, permitiendo que la gente pueda volver al estadio. Él nos ayudó, como buen serenense que fue, y hay que retribuirlo de alguna manera. Este pequeño gesto que le hicimos a su familia, demuestra el cariño que le tenemos”.

“Estamos muy emocionados. Don Edgardo era más que un director, era un líder, una persona cercana. Cada vez que uno tenía un sueño, él te apoyaba y te dejaba volar. Para muchos de nosotros era un padre laboral, nos acompañaba y nos daba la esperanza de que podíamos lograr una salud pública de calidad”, señaló en representación de los trabajadores del Hospital de La Serena, la neuróloga María Eugenia Contreras.

----------

Otras Noticias